ESPERANDO EL CUMPLIMIENTO DE SUS PROFECÍAS

1 A EsperarndoESPERANDO EL CUMPLIMIENTO DE SUS PROFECÍAS

Por el Profeta Cliff Bell

Habacuc 2:2-3 dice:

«2 Y Jehová me respondió, y dijo: ESCRIBE LA VISIÓN, y declárala en tablas, para que corra el que leyere en ella. 3 AUNQUE LA VISIÓN TARDARÁ AÚN POR UN TIEMPO, mas se apresura hacia el fin, y no mentirá; AUNQUE TARDARE, ESPÉRALO, porque SIN DUDA VENDRÁ, no tardará

En este pasaje, Dios le instruyó al Profeta Habacuc que ESCRIBIERA la profecía.  El propósito era que hubiera una visión clara, una palabra clara para los oyentes.  Si no hay una visión clara hay confusión.  Sin una visión clara no habrá dirección ni avance. Continuar leyendo…

PRACTICANDO LA PRESENCIA DE DIOS

PRACTICANladyDO LA PRESENCIA DE DIOS
COMO EXPERIMENTAR LA PRESENCIA DE DIOS
Por el Profeta Cliff Bell © 2013

Se acerca el 14 de febrero, cuando muchos celebran el amor y la amistad. Planean maneras especiales para declarar su amor el uno por el otro. Millones de dólares serán gastados en flores, chocolates, restaurantes, y todo tipo de regalos. Todos quieren pasar tiempo con su amado(a) y disfrutar de su presencia.

Cristo expresó Su amor por nosotros de la forma más extravagante de existe dando Su Vida por nosotros. Juan 15:13 dice: «Nadie tiene mayor amor que este, que uno ponga su vida por sus amigos.»

Tristemente pocos cristianos respondan adecuadamente a ese amor. Pocos inviertan mucho en su relación con Dios; y menos disfruten Su presencia. Se gocen cuando hay un culto dinámico en la iglesia, pero nunca se les ocurre que la presencia de Dios pueda ser una parte de su diario vivir… ¡que podrían practicar y disfrutar la presencia de Dios!

Tal vez usted me preguntara ¿cómo se puede practicar la presencia de Dios? ¡Me alegro que usted me preguntara! Continuar leyendo…

Una gran promesa – con una condición

«SOMETEOS, PUES, A DIOS; RESISTID AL DIABLO, Y HUIRÁ DE VOSOTROS.» Santiago 4:7

¡Una gran promesa de Dios!  ¿Quién no quisiera poder causar que el diablo se huyera de él?

El asunto es esto… cada promesa de Dios viene con una(s) condición(es).  En este caso, la condición nombrada, el pre-requisito a la promesa, es que seamos primero sometidos a Dios.

No podremos resistir efectivamente al diablo si no estamos primero sometidos a Dios.  La verdad triste es que sólo podremos resistir efectivamente al diablo al grado que estamos sometidos a Dios. Continuar leyendo…